El futuro pertenece a los creadores de contenido 👩‍🚀

Blog

Cómo Ser Más Productivo: Tu Guía para Gestionar el Tiempo

El blog de Filiatly

Cómo Ser Más Productivo: Tu Guía para Gestionar el Tiempo

10 minutos

Si el teletrabajo ya venía en auge, podemos coincidir en que una pandemia nos terminó de demostrar que ser productivo desde casa es más que posible. Sin embargo, también viene con sus retos, y es que saber cómo gestionar el tiempo no es tarea sencilla.

Tenemos muy arraigado el concepto de que la productividad es igual a terminar el mayor número de tareas en un solo día. Pero, ¿es eso realmente ser productivo? Estudios demuestran que las largas listas de cosas por hacer solo incrementan el estrés, y más todavía si nos ponemos metas inalcanzables todos los días.

En cambio, cuando nos enfocamos en realizar solo un par de tareas – eso sí, dedicándoles toda nuestra atención y disciplina -, nos queda tiempo libre para disfrutar de nuestro día y disminuimos las preocupaciones.

Es por esto y más que hoy te traemos esta guía sobre cómo gestionar tu tiempo para ser más productivo. Una vez tomes control de tus horarios, te sorprenderá todo lo que eres capaz de hacer en una sola jornada de trabajo.

Conoce cómo gestionar el tiempo desde cualquier lugar

A pesar de que trabajar desde casa es el sueño de muchísimas personas, la verdad es que muchas veces nos encontramos con un problema grave: no sabemos gestionar nuestro tiempo fuera de la oficina. Lo curioso de esto es que, aunque nos encontremos mucho más cómodos trabajando desde nuestro hogar, muchas veces no logramos controlar totalmente nuestras horas.

Sí, teletrabajar nos ahorra tiempo y dinero al no tener que ir y venir de la oficina todos los días. También nos permite trabajar mucho más cómodamente desde cualquier lugar de la casa, y en piyamas si así lo deseamos. Pero esta comodidad nos engaña y nos hace pensar que podemos desligarnos de horarios e invertir menos tiempo en tareas importantes.

Y es que, a pesar de que trabajar desde la oficina puede ser aburrido e incluso innecesario para algunos puestos, la verdad es que ir a trabajar nos aporta un sentido de estructura. Al sentir que no tenemos que estar en ningún sitio en particular y que más bien podemos abrir nuestro portátil a la hora que sea, empezamos a perder la noción del tiempo.

¿El resultado? Vemos el reloj y nos damos cuenta de que se terminó la jornada y apenas si terminamos una sola tarea. Evidentemente, existe una falta de gestión de tiempo que puede resultar en frustración, fatiga, y retrasos en tus entregas.

Es importante tener en cuenta que, aunque tenga muchos beneficios, el trabajo desde casa no es para todo el mundo. Sin embargo, la desorganización del tiempo sí es un problema que afecta a todo tipo de trabajadores en todos los lugares del mundo. Es por eso que te recomendamos echarle un vistazo a nuestros consejos para que cómo gestionar tu tiempo.

Ve a tu ritmo

Tal vez ya has oído hablar del ritmo circadiano, el cual es, en pocas palabras, el responsable de que durmamos por la noche y estemos activos durante el día. Funciona en base a la reacción fisiológica de nuestro cuerpo a la luz solar, disminuyendo nuestra energía cuando el sol se esconde.

Sin embargo, sabemos que hay personas que trabajan mejor durante las noches, mientras que otras aprovechan efectivamente las mañanas. Esto se debe a que el ritmo circadiano de cada persona es diferente, y por ende, son más productivas en diferentes momentos del día.

Si te cuesta muchísimo ser productivo en las mañanas, intenta reajustar tu ritmo para que trabajes en las horas en las que te sientes con más energía. De esta manera, te sentirás más descansado y con la cabeza más clara para emprender en tus proyectos y terminar todas las tareas que tengas pendiente.

Eso sí, esto no significa abandonar un horario de sueño responsable. Desvelarse y no dormir lo suficiente es una de las principales causas de estrés relacionado a la auto-gestión, así que asegúrate de cumplir con unas buenas 8 horas de sueño. Esto hace tu proceso de organización de tiempo sea mucho más fácil de llevar, y tu cuerpo y tu mente te lo agradecerán.

Controla tu acceso a redes sociales

No es ningún secreto que nuestro teléfono puede ser una de las mayores distracciones de nuestro día a día, y un verdadero obstáculo para productividad. Las estadísticas muestran que, en promedio, pasamos 3 horas y 15 minutos al día usando el móvil. Eso no es todo, sino que también revisamos nuestra pantalla unas 58 veces al día, y 30 de esas veces ocurren durante horas de trabajo.

Si bien nuestro teléfono puede ser una poderosa herramienta de organización, y muchas veces lo necesitamos para trabajar, no hay dudas de que debemos controlar su factor distractor. Por suerte, existen muchas apps creadas específicamente para ayudarnos a disminuir nuestro tiempo en pantalla.

Una de las aplicaciones más populares para bloquear el uso de redes sociales en tu teléfono es Moment. Disponible para iPhone y Android, esta app te permite bloquear Instagram, Facebook, Twitter, y cualquier otra aplicación de utilices para distraerte. Freedom te permite hacer lo mismo, e incluso puedes utilizarla en su versión de escritorio para bloquear cualquier sitio web distractor. Hay que cubrir todos los frentes, ¿no?

landing page Freedom

Y si eres de los que piensa que no pertenecen al promedio y no necesitas controlar tu uso de apps, te sugerimos que lo compruebes por ti mismo. Si eres usuario iOS, tu teléfono te permite ver cuánto tiempo pasas en promedio navegando de red social en red social. Solo debes ir a Configuración, seleccionar Tiempo en Pantalla, y luego Ver Toda las Actividades.

Una vez ahí, selecciona Uso de Apps y elige Ver Más. Ahí podrás ver el total de horas que pasas en tus apps más utilizadas. ¿Lo usas más tiempo de lo que imaginabas? Entonces es hora de disminuir ese tiempo en pantalla.

Organiza un buen sitio de trabajo

El espacio que te rodea mientras trabajas es fundamental para saber gestionar tu tiempo. Sólo tú conoces los factores que más te distraen, pero sí existen un par de reglas generales que te ayudan a ser más productivo en tus propios espacios.

Lo primer es asegurarte de que cuentas con un espacio cómodo, bien iluminado, y que cuente con todas las herramientas que necesitas para trabajar. Esto evitará que te levantes a cada momento a buscar el cargador de tu portátil, lápiz y papel, o incluso un vaso de agua.

Un espacio limpio y ordenado también te motivará a sentarte a trabajar en tus proyectos. Está comprobado que si te gusta tu ambiente de trabajo, te sentirás mucho más cómodo pasando tiempo ahí. Así que agrega pequeños detalles que hagan de tu escritorio, tu estudio, o tu oficina un lugar de creatividad y no solo de trabajo.

De hecho, las plantas son una de las mejores cosas que puedes agregar a tu espacio de trabajo. Está demostrado que los toques de naturaleza disminuyen el estrés, la fatiga, y la ansiedad, sentimientos que obstaculizan inmensamente el flujo de ideas y la concentración.

Los espacios compartidos también influyen en tu manera de trabajar. Aunque parezca contradictorio, rodearte de personas que también estén trabajando en sus proyectos genera motivación y concentración extra para trabajar en tus tareas. Además, los breaks para conversar con tu equipo, tus amigos, o tu familia te estimulan y pueden sacarte de algún bloque creativo.

working space

Establece un horario de trabajo

Para descubrir cómo ser más productivo, es esencial que determines el tiempo que te toma completar tus tareas diarias. Cuando hablamos de establecer un horario, no se trata solamente rellenar 8 horas con trabajo, sino también de cumplir metas por fuera de tus proyectos laborales.

Planificar tu día entero es una excelente manera de gestionar tu tiempo, ya que así creas un compromiso – así sea contigo mismo – para cumplir con lo que te propones. Despierta a una hora específica todos los días, date un tiempo para hacer algo que te gusta, y luego comienza a trabajar.

Empezar a trabajar a una hora fija todos los días te dará una sensación de organización que, además, te permitirá incluso completar más tareas. Cuando descubres que con la debida organización puedes terminar tus tareas en menos tiempo, podrás adelantar más proyectos o utilizar ese tiempo para ti.

Y es que ser más productivo no solo se trata de trabajar más. La productividad gira en torno a realizar actividades que te beneficien en un corto, mediano, o largo plazo, y ahí se incluye el ejercicio, la alimentación, y la educación. Invertir tiempo en ti mismo es una de las mejores representaciones de productividad y de una buena gestión de tu tiempo.

La gestión de tu tiempo es completamente personal

Por más que tengas tengas una serie de tareas que cumplir para tu trabajo, solo tú puedes decidir cómo ser más productivo y de qué forma completar lo que tienes por hacer. Ya que todos trabajamos de forma diferente, la manera en la que organizas tu tiempo es completamente tuya. Así que es importante que lo recuerdes cuando te dedicas a tus propios proyectos, o te encuentras con la libertad de establecer tus propios horarios.

Además, el nivel de productividad de cada persona es directamente proporcional a sus propias responsabilidades y retos. Así que no te desanimes si sientes que otras personas son más productivas que tú; si llegaron a ese nivel de autogestión, es porque aplicaron sus propias estrategias para encontrar la forma de trabajar que mejor les conviene.

¡Y eso lo puedes hacer tú también! El mejor consejo que podemos darte es que comiences a ver la autogestión como un proceso de disciplina en el cual trabajas todos los días. Solo se trata de respetar tus ciclos, ir a tu propio ritmo, y priorizar lo verdaderamente importante.

Es solo cuestión de tiempo para que descubras lo productivo que puedes llegar a ser cuando aplicas un poco de orden y estructura a tus días.

Índice